Apostamos todo al blanco – Restaurar muebles con chalk paint

¿Y si lo apostamos todo al blanco?

Como ya sabéis estoy reformando una casa antigua y el presupuesto no da para mucho más. Los muebles de la habitación, a mi parecer son muy anticuados y oscuros. Vamos, que no me gustan nada de nada. Pero… si los pintamos de blanco la cosa ya cambia.

Este post es parecido al anterior, pero con un acabado completamente diferente.

¿Vamos a ello?

Primero os comento que he optado por probar otra marca diferente de chalk paint y así poder dar mi opinión de novata por si os sirve. Para este mueble que os enseño he usado la pintura chalk de Titan.

restaurar muebles en blanco con chalk paint

restaurar muebles en blanco con chalk paint

 

Pues como veis, elegí el blanco bachata, que es como un blanco roto. El otro blanco de la serie chalk me parecía demasiado blanco.

El proceso más o menos ya lo sabéis pero hago un breve resumen. Antes que nada, hay que limpiar bien la superficie de grasa y polvo. La pintura chalk tiene la ventaja de que no es necesario preparar el mueble antes de pintar. Yo en el anterior post, si que lijé los muebles y en esta ocasión he decidio saltarme el paso de la lija.

Así que ni corta ni perezosa me he lanzado y me he puesto directamente a pintar. Tengo que reconocer que esta marca de pintura es un poco más espesa y de secado ultra rápido.

Ahora os cuento, si pretendéis un acabado en el que se vea como el rastro de los brochazos, esta pintura es ideal. Si la intención es que se quede lisa lisa, pues trendréis que lijar bastante, porque es bastante complicada de usar. He intentado pintar con rodillo y no funciona bien, o es que yo no he sabido. Se queda con mucha burbuja y he optado por el acabado brochazo.

Ah! Otra cosa, eso de pintar y repasar a la vez, descartadlo! Porque se empastra todo y error!!

restaurar muebles en blanco con chalk paint

restaurar muebles en blanco con chalk paint

Como buscaba un total look blanco y no he encontrado ningún tirador que me funcione en las mesitas, cómoda y armario, decidí pintarlos con la propia pintura. y el resultado me ha sorprendido a bien. Ha cubierto super bien el metal y a mi me ha encantado.

La primera idea que tuve era pintar la moldurita en algún otro color más vibrante. Puede que hubiese funcionado, pero creo que esta opción ha sido muy acertada.

restaurar muebles en blanco con chalk paint

restaurar muebles en blanco con chalk paint

restaurar muebles en blanco con chalk paint

Aquí os dejo la comparativa del antes y el después. Está mal que yo lo diga, porque lo he elegido yo, pero creo que está bastante bien acertado el acabado, ¿no?

Mientras he ido pintando la otra mesita y un par de puertas del armario y os digo que cunde bastante la pintura. Con un bote grande de pintura, usando dos capas, he pintado las dos mesitas y dos puertas y aún me queda para al menos una puerta más.

Del barniz decir que es super gustoso de usar. Lo de subir el tono, no os puedo decir porque es blanco y se queda igual. Cunde también un montón porque no he llegado ni a la mitad del bote con todo lo que he pintado. Seca ultra rápido y puedes repintar después de unas horas.

Y lo mejor de todo es que los pinceles los puedes lavar con agua y se quedan como nuevos!

restaurar muebles en blanco con chalk paint

Cuando lo tenga todo pintado, prometo hacer un post con fotos de la habitación acabada y con los muebles en su sitio.

De momento me queda ir pintando con mi blanco bachata, que falta aún el armario y la cómoda. ¡Deseadme suerte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *